atención al paciente
¿Necesitas ayuda?
Llámanos
Escríbenos por WhatsApp

Horario de atención al paciente:

Lunes - jueves de 09:30-20:30

Viernes de 09:30-19:30


Me acaban de poner brackets y me duelen los dientes: ¿qué hago?

Cuando una persona va a llevar ortodoncia y ya sabe en qué va a consistir y cuánto va a durar su tratamiento, es normal que le surjan otras muchas dudas. Por ejemplo, los pacientes suelen preguntar qué podrán y qué no podrán comer mientras llevan brackets, si la ortodoncia afectará a su forma de hablar o si ésta será dolorosa.

De hecho, esta última cuestión es una de las que más preocupa a quienes están a punto o acaban de ponerse brackets. Por eso, en este artículo vamos a resolver todas las preguntas que te pueden estar surgiendo ahora sobre este aspecto.

Los brackets no duelen a lo largo de todo el tiempo de tratamiento, pero es habitual sentir una sensación de presión tres o cuatro días después de su colocación

¿Los brackets duelen al ser colocados?

La colocación de los brackets como tal, es decir, el momento en el que el ortodoncista los fija a los dientes, no duele.

Esto se debe a que el procedimiento para colocarlos se basa en cementar los brackets sobre las piezas dentales. Por ello, no se realiza ninguna técnica adicional que sea invasiva. Es decir, no se talla ni se modifica ningún aspecto del diente.

Sin embargo, una vez que esta cita ha concluido, sí es posible que empieces a sentir molestias o dolor en tu boca.

Estas molestias tienen lugar durante los primeros días y pueden ser de dos tipos, ya que se deben a motivos diferentes:

  • Ocasionadas por los movimientos que realizan los brackets en tus piezas dentales: producen dolor general en los dientes y sensibilidad al comer
  • Ocasionadas por las rozaduras de los brackets en tu boca: provocan llagas o heridas en tus labios o mejillas -en el caso de los brackets metálicos o de zafiro- o en tu lengua -en el caso de la ortodoncia lingual-

Por último, si quieres saber cómo es el procedimiento de colocación de brackets en nuestra clínica, que se caracteriza por realizarse mediante un cementado indirecto -que hace el proceso más rápido, preciso y cómodo para el paciente-, te recomendamos ver el siguiente vídeo.

Aunque en dicho vídeo aparecen los brackets estéticos de zafiro, el proceso de colocación es el mismo para todos los tipos:

Colocación de brackets por cementado indirecto

Al principio, ¿cuántos días duelen los brackets?

El tiempo que duran el dolor y las molestias después de la colocación de los brackets depende de cada persona, ya que éstos son aspectos subjetivos. Sin embargo, podemos decir que, en general, esta sensación varía en función de su origen.

Es decir, si el dolor se debe a los movimientos que realiza la ortodoncia en los dientes, éste dura entre tres y cuatro días.

Si, por el contrario, las molestias se deben al roce de los brackets en la mucosa bucal, éstas duran una semana aproximadamente.

Te interesará »  Si quiero llevar brackets blancos, ¿los de porcelana son una buena opción?

En este punto, es conveniente resaltar que la duración de estas incomodidades es, por lo general, la misma en todos los tratamientos de brackets, ya sean éstos metálicos, estéticos o los invisibles Incognito.

En lo que sí puede haber diferencias es en el dolor que se siente en las piezas dentales de arriba y en las de abajo. Y es que los dientes de abajo duelen más ya que el hueso de la mandíbula es más denso y, además, el bracket roza con el labio inferior.

¿Duele la boca en las revisiones?

Las revisiones, que suelen programarse cada 4 ó 6 semanas, no resultan dolorosas en sí mismas.

Durante estas citas, el ortodoncista supervisa los progresos del tratamiento y actúa sobre el aparato para que éste active nuevos micromovimientos (cambia y ajusta las ligaduras o ligas, revisa los arcos…)

De esta manera, los dientes irán moviéndose progresivamente hasta alcanzar la posición adecuada.

Debido a estos cambios y ajustes, también es normal que, una vez terminada la revisión, vuelvan a aparecer el dolor o las molestias pasajeras.

Estas incomodidades duran un par de días, es decir, menos tiempo que cuando se colocaron los brackets por primera vez.

Además, en este punto del tratamiento las sensaciones ya son conocidas, por lo que el paciente ya sabe lo que va a sentir y el proceso de adaptación le resulta más llevadero.

¿Qué hacer si te duelen los brackets?

Una vez hemos explicado por qué duelen los brackets y durante cuánto tiempo, es conveniente resaltar que, además de ser absolutamente normal, las molestias forman parte del tratamiento.

La ortodoncia obliga a moverse a unos dientes que llevaban en su posición muchos años. Por tanto, las molestias se deben a la necesidad de ejercer fuerza sobre las piezas dentales que se desean mover.

Debido a esto, no es normal que una persona a la que le han puesto brackets no sienta ni dolor ni unas mínimas molestias.

Aunque cada caso debe ser valorado de manera individual, es posible que el hecho de no sentir presión o sensibilidad se deba a que no se haya ajustado bien la ortodoncia.

Como hemos avanzado previamente, para saber qué hacer si te duelen los brackets lo primero que se debe hacer es identificar la causa del dolor.

Si el dolor se debe a los movimientos que realiza el aparato en tus dientes puedes optar por dejar pasar unos días y esperar a que las molestias remitan.

Sin embargo, si no aguantas el dolor puedes consultar con tu ortodoncista la posibilidad de tomar medicación analgésica.

Aunque puedas acceder por ti mismo a dichos medicamentos analgésicos, no te recomendamos tomar nada sin que dicha medicación haya sido pautada por el dentista.

Te interesará »  Besar con Brackets

Si las molestias se deben a las rozaduras de los brackets en la mucosa bucal: te recomendamos comprar cera protectora para ortodoncia y aplicarla de forma localizada en la parte del aparato que te roza.

Otra opción es aplicar cera de colmillo a colmillo durante las tres primeras noches posteriores a la colocación de los brackets.

De cualquier manera, protegerás la zona y evitarás la aparición de llagas y heridas.

¿Los brackets duelen todo el tiempo?

Definitivamente, no. Una vez que el paciente pasa su periodo de adaptación, puede hacer una vida completamente normal, en la que ya ha incorporado plenamente los brackets y apenas siente su presencia.

Por eso, los pacientes que llevan ortodoncia solamente necesitan seguir un par de recomendaciones especiales:

  • Extrema la higiene bucodental: cepíllate los dientes después de cada comida teniendo en cuenta que dicho proceso debe ser exhaustivo, ya que la presencia del propio aparato dificulta el acceso a los dientes y encías. Si descuidas la higiene, puedes padecer problemas de salud en tu boca que conlleven la aparición de caries o enfermedades periodontales.
  • Ten cuidado con ciertas comidas: evita los alimentos duros o pegajosos (kikos o determinados turrones) así como comer manzanas y bocadillos a mordiscos. Todo ello hace que los brackets puedan despegarse.

¿Es dolorosa la retirada de los brackets?

No. De la misma manera que no duele ponerlos, tampoco duele que te los quiten. A pesar de esto, algunos pacientes sí que afirman sentir una cierta “impresión” durante el procedimiento.

Esto se debe meramente a la sensación que puede darte el hecho de que un dentista esté manipulando tus dientes. Sin embargo, este proceso es muy llevadero y pasa, además, relativamente rápido.

De hecho, este es un momento que los pacientes desean que pase especialmente rápido, ya que después de varios meses de tratamiento quieren ver su sonrisa final.

Esto se percibe especialmente en el caso de los pacientes que llevan brackets tradicionales metálicos o los estéticos de zafiro, ya que con Incognito -al ir por dentro- es posible ver la sonrisa durante todo el tratamiento.

Aun así, estos últimos, al igual que todos los demás, esperan el final de su tratamiento. Por ello, la retirada de brackets es el momento que todos los pacientes desean que llegue desde que les colocan la ortodoncia.

¿Quieres saber qué tipo de 
ortodoncia es ideal para ti?

Descubre en tan sólo 10 preguntas el sistema de
ortodoncia que mejor se adapta a tu estilo de vida
 
¡Sí, hacer el test!
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (148 votos, promedio: 4,39 de 5)
Cargando…

¿Quieres saber qué tipo de 
ortodoncia es ideal para ti?

Descubre en tan sólo 10 preguntas el sistema de
ortodoncia que mejor se adapta a tu estilo de vida
 
¡Sí, hacer el test!