La higiene bucodental y el cepillado infantil son la base de la salud oral, la forma más efectiva para evitar cualquier enfermedad.

Desde que nacemos, es importante cuidar la cavidad oral y es por eso que tener buenas rutinas de limpieza dental desde pequeños es el primer paso para gozar de buena salud en la adultez.

Por ello, es primordial que los niños y niñas entiendan que lavarse los dientes con la técnica adecuada debe formar parte de su día a día.

Evidentemente, en los primeros meses y años de vida, es complicado que el pequeño pueda ocuparse por sí mismo de estas tareas.

De ahí la importancia de la implicación parental en las rutinas del cepillado infantil.

¿Para qué sirve el cepillado infantil?

Desde el momento que empiezan a salir los primeros dientes de leche, las piezas son susceptibles de sufrir daños por parte de las caries dentales.

La caries es la enfermedad dental más común y afecta tanto a niños como a adultos.

Los dientes temporales pueden verse tremendamente perjudicados por las caries, incluso en niños, llegando al punto de necesitar una pulpectomía en los casos más graves.

Se trata de un procedimiento equivalente al de una endodoncia o tratamiento de conducto, pero realizado en dientes de leche.

Además, ten en cuenta que la extracción prematura de una pieza temporal debido a una lesión cariosa influye muy negativamente en la correcta erupción posterior de los dientes definitivos.

Como padres, es esencial inculcar a los más pequeños de la casa la necesidad de lavarse los dientes y cuidar su dentadura.

Ampliar imagen
Técnica del cepillado infantil

Caries en bebés, ¿cómo son?

Como hemos dicho, las caries infantiles aparecen desde que aparecen los primeros dientes de leche.

Dado que a partir de los 6 meses de vida empieza la primera etapa de la dentición, es importante estar pendiente de su evolución.

En este tiempo, el bebé aún continúa alimentándose de líquidos, como papillas y leche que toma en el biberón.

Si los padres no cuidan los hábitos de su bebé, es posible que aparezcan las conocidas como caries rampantes o de biberón.

Este tipo de lesiones afecta a niños de hasta 4 o 5 años y son fácilmente identificables debido a su característico color marrón.

Habitualmente, aparecen debido a la exposición continúa de los dientes del bebé a líquidos con alto contenido en azúcares, como leche, jugos de fruta o zumos.

Para prevenirlas, debemos tener en cuenta las pautas de higiene oral recomendadas para bebés y tomar precauciones como reducir el consumo de azúcar en la dieta.

Esto resulta especialmente importante entre comidas y es conveniente evitar que el niño se quede dormido con un biberón en la boca.

¿Cómo debe ser el cepillado infantil?

Como ves, la salud dental debe empezar desde la cuna, incluso antes siquiera de que los dientes hayan empezado a erupcionar.

Por eso, vamos a explicarte cómo debe ser el cepillado infantil en función de la edad de los pequeños y cuáles son las técnicas apropiadas.

Antes de la primera dentición

Mantener las encías sanas contribuye a tener una salud bucodental óptima, y es que no hay que olvidar que la mucosa gingival es la que protege los dientes.

Es por ello que, desde que el bebé nace, debemos cuidar su boca, incluso cuando aún no tenga los primeros dientes.

El objetivo de vigilar la limpieza de su cavidad oral tiene como fin evitar que los restos de leche terminen perjudicando la encía.

Para ello, después de cada toma de leche, debemos pasar una gasa húmeda y suave por sus encías y lengua.

Así, no solo se eliminan los restos de leche materna, sino que además reduce la irritación gingival y la presencia de bacterias.

Ampliar imagen
Cepillo dental infantil

Cuando aparecen los primeros dientes de leche

A partir de la erupción de los primeros dientes temporales o de leche, hay que cuidar aún más la boca del bebé.

No olvides que en este punto es posible que aparezcan las caries de biberón.

Por ello, y a partir de los 6 meses, es el momento más apropiado para incluir el cepillado infantil en la rutina de higiene bucal.

En este punto, es importante saber cuál es el mejor cepillo de dientes para bebés, pues es conveniente que tenga unas características especiales.

Busca uno que tenga el cabezal redondeado y las cerdas muy suaves para evitar cualquier daño en la boca del pequeño.

Para lavarle los dientes, moja el cepillo en agua y pásalo suavemente por las piezas y encías con el fin de eliminar las bacterias que anidan en los recovecos de la boca.

Cada edad requiere de una técnica concreta para el cepillado infantil, pues no es lo mismo lavar los dientes en bebés que en niños de mayor edad

No uses ningún tipo de dentífrico hasta los 2 o 3 años, aproximadamente, pues no es hasta ese momento que los niños son capaces de enjuagarse bien.

Cuando tengamos claro de que no va a tragar sin querer la pasta de dientes, podemos aplicarla en el cepillo infantil en una cantidad mínima: una dosis similar al tamaño de un grano de arroz.

Las pastas más recomendadas son las que tienen flúor, pues fortalece el esmalte de los dientes y lo hace más resistente contra bacterias dañinas que causan afecciones como, por ejemplo, las caries.

Sin embargo, debemos ser responsables y adquirir aquellas que tengan la cantidad de flúor recomendada para su edad.

Es una sustancia que, en caso de ingerirla en exceso, es tóxica y puede causar fluorosis dental.

Se trata de una afección que se produce generalmente en el periodo de crecimiento del diente y que tiñe el esmalte con manchas marrones o blancas.

Durante la dentición mixta (piezas temporales y definitivas)

La etapa de dentición mixta es aquella en la que el niño aún conserva dientes de leche, pero ya tiene algunas piezas definitivas.

Conforme nuestro hijo vaya creciendo, irá adquiriendo una mayor destreza en el uso del cepillo de dientes, hasta sentirlo como un paso más de su día a día.

Una vez que sea capaz de lavarse los dientes por sí mismo y sin ayuda, podemos cambiar su cepillo por otro de mayor tamaño.

Eso sí, conviene que las cerdas seas de dureza suave o media, pues de lo contrario es posible que dañe sus encías.

A partir de los 8 años, aproximadamente, también es posible optar por un cepillo de dientes eléctrico infantil.

Ampliar imagen
Cepillo eléctrico para niños

Otros aspectos a tener en cuenta en el cepillado infantil

Ahora que ya sabes qué cuidados necesita la boca de tu hijo según la edad que tenga, queremos resumirte otros aspectos importantes sobre el cepillado infantil.

  • Para que resulte más fácil su uso por parte de los pequeños, escoge un cepillo de mango grueso, cabezal pequeño y redondeado con cerdas suaves, especialmente destinado a bebés.

  • Cepilla con suavidad tanto la cara interior como exterior del diente al menos dos veces al día: por la mañana y por la noche.

  • La lengua es la gran olvidada: en ella anidan una gran cantidad de bacterias que afectan negativamente a la salud bucal de los niños.

    Debes incluir la limpieza de la lengua en la rutina de higiene dental de nuestro hijo.

  • Cambia el cepillo cada 3 o 4 meses o cuando observes que las cerdas están desgastadas.

  • A partir de los 6 años, está recomendado el uso de un colutorio para completar la higiene bucodental dental, bien sea diario o semanal.

  • Hasta que no tenga la dentadura definitiva completa, no se aconseja el uso de otros elementos de higiene, como el hilo dental o los cepillos interproximales.

Visita anualmente al dentista

Junto con el cepillado infantil, la prevención es la mejor forma de prevenir cualquier enfermedad bucal.

¿Cuándo se debe hacer la primera visita al dentista?

Las recomendaciones en cuanto a la primera visita al dentista han cambiado en los últimos años: lo ideal es acudir al especialista cuando tu hijo o hija cumpla un año de edad.

Anteriormente, los pediatras pautaban esta primera consulta cuando el niño tuviera todos los dientes de leche en boca: es decir, sobre los tres años.

Sin embargo, se ha comprobado que, a esta edad, muchos niños presentaban caries, problemas de maloclusión o habían sufrido traumatismos.

En esta primera visita, el especialista revisará el estado de las encías y de los dientes, y verificará que el tono del esmalte sea blanco uniforme.

Además, comprobará que no hay alteraciones del crecimiento de los maxilares o alguna malposición dental que pueda estar asociada a hábitos infantiles como la succión del pulgar o el uso inadecuado del chupete.

Por último, dará a los padres unas pautas para mantener una correcta higiene y salud bucodental del bebé, previniendo la aparición de caries infantiles.

¿Cada cuánto tiempo está aconsejada una visita al odontopediatra?

De forma periódica, deberemos llevar a nuestros hijos a revisión con el odontopediatra.

Si todo está bien, bastará con una visita al año en la que se verificará que el crecimiento dental es correcto y que no hay afecciones como caries o enfermedades periodontales.

Además, sobre los 6 u 8 años, está recomendada una primera visita al ortodoncista.

A esta edad, ya han salido algunos dientes definitivos y los maxilares están todavía en crecimiento.

En caso de haber alguna alteración en el crecimiento de los huesos de la cara o malposiciones, se podrán atajar con tratamientos de ortodoncia interceptiva.

De esta forma, se actúa directamente sobre los huesos de la cara del paciente, corrigiendo las posibles malposiciones y guiando la correcta erupción de los dientes definitivos.

Adquirir unos hábitos de higiene bucodental saludables desde la infancia puede prevenir afecciones dentales en el futuro.

La actuación de los padres es definitiva a la hora de favorecer la salud dental del niño: no sólo deben seguir las pautas establecidas por los especialistas, sino que deben conseguir que su hijo las incorpore en su día a día.

Te interesará »  Frenillo de la boca: ¿cuándo hay que operarlo?

¿Qué podemos hacer por ti? 1ª visita gratuita y presupuesto sin compromiso Estamos en Madrid

Rellenar el teléfono sin espacios
Elige un tratamiento por favor.
Entre las:
Y las:
Debes aceptar la política de privacidad
*Revisa los campos con errores

¿No te gustan los formularios? Llámanos al 91 768 18 12

Un momento, el formulario se está enviando...

En Ferrus&Bratos cumplimos con el RGPD de la UE por lo que tus datos están seguros. Además, debes aceptar nuestra política de privacidad al enviar un formulario:

  • Responsable: Ferrus Bratos Clínica Dental S.L.
  • Finalidad: poder gestionar tu petición.
  • Legitimación: tu consentimiento expreso.
  • Destinatario: tus datos se guardarán en Raiola Networks, - nuestro proveedor de hosting -, que también cumple con el RGPD.
  • Derechos: podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión de datos en datos@clinicaferrusbratos.com
¿Te ha parecido este, un artículo 5 estrellas?
Dejanos tu valoración:
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas
(5 votos, promedio: 5,00 de 5)
Loading...
Dr. Pedro Pablo Martínez

Dr. Pedro Pablo Martínez

Especialista en Odontología Conservadora

Pedro Pablo Martínez es licenciado en Odontología por la Universidad Alfonso X el Sabio. Se especializó a través del Máster en Odontología Integrada de la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid y del Máster en Endodoncia de la Universidad Alfonso X el Sabio. Combina su actividad profesional con la investigación, ya que es autor de diversos artículos aparecidos en publicaciones científicas como Journal of Dentistry o Journal of Clinical Periodontogy. Si quieres sabes más sobre el doctor Martínez puedes consultar su curriculum vitae, y su página personal.

Haz una pregunta al dentista

  Acepto la Política de privacidad

En Ferrus&Bratos cumplimos con el RGPD de la UE por lo que tus datos están seguros. Además, debes aceptar nuestra política de privacidad al enviar un formulario:

  • Responsable: Ferrus Bratos Clínica Dental S.L.
  • Finalidad: poder gestionar tu petición.
  • Legitimación: tu consentimiento expreso.
  • Destinatario: tus datos se guardarán en Raiola Networks, - nuestro proveedor de hosting -, que también cumple con el RGPD.
  • Derechos: podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión de datos en datos@clinicaferrusbratos.com
Hemos aparecido en:
apariciones en prensa de la clínica dental Ferrus & Bratos
Lo que opininan nuestros pacientes:
¿Quieres que estudiemos tu caso?
Cita gratuita