Ortodoncia infantil

Clínica dental / Ortodoncia infantil

La edad recomendada para comenzar la ortodoncia infantil es entre los 5 y los 6 años. Este dato es muchas veces desconocido para los padres, a pesar de que la detección temprana de problemas dentales hace que su solución sea más sencilla.

Por eso, en este artículo te vamos a explicar cómo debería ser la primera visita con este especialista, el funcionamiento de la aparatología infantil y cómo saber si tu hijo necesita ortodoncia.

¿Cuándo debo llevar a mi hijo al ortodoncista por primera vez?

Según la Sociedad Española de Ortodoncia (SEDO), es aconsejable realizar una primera revisión a los 6 años a pesar de que el crecimiento de los dientes parezca normal a simple vista. La edad ideal para tratar las maloclusiones dentales varía en función de su tipo y gravedad, pero también es cierto que lo más eficaz es comenzar las visitas al ortodoncista antes de que se presente el problema en sí.

Ortodoncia infantil

En esta visita, el dentista podrá valorar tanto la posición como la mordida (oclusión) de los dientes y el crecimiento de los huesos maxilares a una edad temprana. Es decir, cuando corregir las anomalías es mucho más sencillo que cuando se ha completado la etapa de crecimiento.

¿Cada cuánto tiempo hay que ir al dentista?

Si tras esta primera revisión el dentista considera que el desarrollo es correcto, será recomendable realizar controles periódicos cada 6 o 12 meses para hacer un seguimiento de la evolución de la salud dental y poder detectar los problemas, en caso de que se produzcan, en fases iniciales.

Aunque los tratamientos de ortodoncia infantil se relacionan con la adolescencia, es aconsejable que la primera revisión con el ortodoncista sea a los 6 años

¿Cuál es la edad ideal para comenzar con la ortodoncia?

Cuando existe alguna alteración en el alineamiento o la mordida de los dientes, el especialista valorará la posibilidad de comenzar un tratamiento de ortodoncia En ese caso, se realizará un estudio completo consistente en radiografías y fotografías intraorales y extraorales y se desarrollará un plan de tratamiento personalizado para el niño.

Se puede empezar con ortodoncia a partir de los seis años. En este caso, el tipo de tratamiento que se llevará se conoce con el nombre de ortodoncia interceptiva, que te explicaremos más adelante.

Te interesará »  Aparatos de ortodoncia para niños: ¿qué tipos hay y qué problemas corrigen?

No demores la visita

Acudir a tiempo a un especislista en ortodoncia infantil puede evitar complicaciones bucodentales en el futuro.

¿Por qué se recomienda empezar a los seis años?

La edad recomendada de seis años no es casual, sino que coincide con un periodo dentario trascendental que se conoce con el nombre de dentición mixta, que se produce entre los 6 y los 12 años. Es la etapa en la que los dientes de leche conviven con los definitivos, ya que los primeros son reemplazados progresivamente por los segundos. Es en este momento cuando es posible guiar el crecimiento de los dientes y actuar sobre la posición y/o tamaño de las bases óseas, aún en desarrollo.

Diente de leche

¿Cómo es la ortodoncia infantil?

En función de la edad, distinguimos entre dos tratamientos para lograr una sonrisa funcional y estética: la ortodoncia funcional o interceptiva y la ortodoncia correctiva.

Ortodoncia funcional o interceptiva

El periodo de crecimiento óseo de los niños finaliza entre los 11 o 12 años, así que es hasta este momento cuando podemos actuar sobre los huesos y guiar su crecimiento. Para ello, recurrimos a la llamada ortodoncia interceptiva o funcional.

Dentro de este tratamiento encontramos aparatos dentales para niños que pueden ser fijos o removibles, aunque la mayoría son del segundo tipo. Se utilizan para corregir la mordida cruzada posterior, expandir la arcada dentaria o provocar determinados desplazamientos de los dientes.

Su uso es muy sencillo y los niños se familiarizan con el aparato de ortodoncia removible rápidamente. Esta placa debe ser colocada en la boca durante varias horas al día, en función de las indicaciones del ortodoncista.

Es imprescindible tener en cuenta que la eficacia de los resultados está directamente relacionada con su tiempo de uso. Por tanto, es muy importante que los niños se responsabilicen con su utilización y que los padres vigilen el tiempo real de uso.

Ortodoncia interceptiva

Ortodoncia correctiva

Si posteriormente hay que corregir su posición dental, pautamos un tratamiento de ortodoncia correctiva, que es la que llevan las personas adultas. Dentro de este grupo, lo más normal es escoger los clásicos brackets metálicos, debido a su precio más barato y al hecho de que los niños no le dan tanta importancia a que se vea su ortodoncia como un adulto.

Aun así, es posible elegir entre otros sistemas más discretos:

  • Brackets de cristal de zafiro, que son transparentes y no se tiñen

  • Alineadores transparentes, que incluso tienen modalidades específicas para niños llamadas Invisalign First e Invisalign Teen.

¿Cómo saber si mi hijo necesita un aparato dental?

A pesar de que prestes atención al crecimiento de tu hijo, puede ser que no conozcas cuáles son los signos que indican la necesidad de llevar al niño al ortodoncista. Para ello, te dejamos 11 indicios que te pueden ayudar a saber si es necesario que lleve ortodoncia infantil.

  • Pérdida prematura o tardía de dientes de leche

  • Problemas al masticar o morder, como masticar solo por un lado (masticación unilateral)

  • Excesivo espacio entre los dientes y aparición de diastemas

  • Erupción tardía de las piezas dentales

  • Apiñamiento, dientes desplazados o piezas que no encajan bien

  • Succión del pulgar (o de cualquier otro dedo) de manera prolongada

  • Ruido al abrir y cerrar la mandíbula, que denota trastornos temporomandibulares

  • Mandíbulas o dientes de tamaño desproporcionado

  • Dificultades al hablar, por ejemplo si se interpone la lengua al pronunciar determinados fonemas

  • Respiración a través de la boca y no por la nariz, algo que sucede especialmente si los labios no encajan adecuadamente o no se cierran por completo

  • Dientes que sobresalen

¿Qué cuidados se tienen con la ortodoncia infantil?

Una vez hemos mencionado los tipos de ortodoncia que hay, también es importante destacar que durante los primeros días los niños puedan sentir molestias al llevar cualquiera de los aparatos mencionados. Sin embargo, a medida que se acostumbran, las incomodidades desaparecen. En el supuesto de que persistan en el tiempo, será necesario consultar con el ortodoncista.

Por último, también conviene señalar que cuando existe un tratamiento de ortodoncia, es imprescindible extremar la limpieza tanto de los aparatos como de la boca e inculcar al niño unos buenos hábitos de higiene. Por ejemplo, con la ortodoncia fija suelen quedar restos de alimentos, por lo que será necesario un cepillado minucioso de los dientes después de cada comida para evitar la aparición de caries.

En el caso de la ortodoncia removible será indispensable, además del cepillado, limpiar el aparato cada vez que el niño se lo quite. Se recomienda repasar la limpieza llevada a cabo por los hijos cuando están comenzando con el tratamiento hasta asegurarse de que han adquirido la suficiente destreza manual para hacerlo correctamente. En nuestra consulta, podremos dar a los padres las pautas de higiene, cuidados y alimentación que consideren necesarias.

Un tratamiento eficaz antes de completar la etapa de crecimiento evitará muchos problemas en la edad adulta. El proceso será más fácil, se conseguirán mejores resultados y, sobre todo, será más económico.

Referencias bibliográficas

En Ferrus & Bratos nos guiamos por unas pautas editoriales que aseguran la veracidad de toda la información que publicamos. Si deseas saber más sobre cómo nos aseguramos de que nuestro contenido esté actualizado y correctamente respaldado, te animamos a leer nuestro compromiso editorial.

¿Qué podemos hacer por ti? Pruebas diágnostiscas y plan de tratamiento integral gratuito

Rellenar el teléfono sin espacios
Debes aceptar la política de privacidad
*Revisa los campos con errores

O Llámanos:

Clínica Velázquez
Teléfono clínica Arturo Soria
Clínica Arturo Soria
Teléfono clínica Velázquez

Un momento, el formulario se está enviando...

En Ferrus&Bratos cumplimos con el RGPD de la UE por lo que tus datos están seguros. Además, debes aceptar nuestra política de privacidad al enviar un formulario:

  • Responsable: Ferrus Bratos Clínica Dental S.L.
  • Finalidad: poder gestionar tu petición.
  • Legitimación: tu consentimiento expreso.
  • Destinatario: tus datos se guardarán en Raiola Networks, - nuestro proveedor de hosting -, que también cumple con el RGPD.
  • Derechos: podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión de datos en datos@clinicaferrusbratos.com
¿Te ha parecido este, un artículo 5 estrellas?
Dejanos tu valoración:
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas
(24 votos, promedio: 4,75 de 5)
Dra. Patricia Bratos
Dra. Patricia Bratos
Ortodoncista / Fundadora de la Clínica Dental Ferrus & Bratos

Patricia Bratos es fundadora de la Clínica Dental Ferrus & Bratos, donde ejerce de ortodoncista. Es licenciada en Odontología y se especializó a través del Máster en Ortodoncia de la Universidad Complutense de Madrid. Está acreditada para llevar a cabo cualquier tratamiento ortodóncico, como Incognito e Invisalign. En este último, cuenta con los máximos reconocimientos: Invisalign Diamond Provider -por el número de casos tratados en el último año- y Club Advantage Elite -por ser una de los 50 ortodoncistas con más pacientes tratados en Europa, Oriente Medio y África-. Si quieres sabes más sobre la doctora Bratos puedes consultar su curriculum vitae, y su página personal.

Hemos aparecido en:
apariciones en prensa de la clínica dental Ferrus & Bratos
Lo que opininan nuestros pacientes:

Índice de satisfacción de nuestros pacientes: 9,37/10
Ver encuestas

¿Quieres que estudiemos tu caso?
Cita gratuita
Podemos ayudarte, llámanos.
Estudio completo y diagnóstico gratis
close-image