Muela rota

Una muela rota puede llegar a ser muy dolorosa e, incluso, ser el origen de una fuerte infección en la zona que haga el día a día difícil de sobrellevar.

Aunque los molares son piezas muy resistentes, en ocasiones pueden fracturarse por diversas razones.

Una de los motivos más comunes es una muela que presenta una caries extensa que no se está tratando y, como consecuencia, provoca su rotura.

Si detectamos una muela rota, aunque sea de forma leve, es importante acudir a un dentista para que la revise y determine si ha sufrido algún daño interno.

Y es que hay diferentes tratamientos que el especialista puede llevar a cabo para ponerle solución a este problema. Te los contamos a continuación.

¿Por qué se rompe una muela?

La muela rota por caries es un problema bucodental bastante frecuente, aunque los molares también se quiebran debido a un traumatismo, al desgaste o a las maloclusiones.

Caries dentales extensas

Como adelantábamos, el motivo más frecuente por el que se suele fracturar un molar es por una lesión cariosa que se ha extendido a sus capas internas por no abordarse a tiempo.

Tener una muela picada y rota es realmente doloroso, no solo por el propio daño de las bacterias en el diente, sino porque al romperse se deja al descubierto la parte interna.

Muela picada y rota
Ampliar imagen
Premolar con caries

Cuando los agentes patógenos alcanzan la cámara pulpar -o nervio- es habitual que se desarrolle una infección conocida como pulpitis.

La pulpa contiene las terminaciones nerviosas y los vasos sanguíneos, por lo que una infección en esta zona genera graves problemas orales.

Golpe o traumatismo en la boca

Recibir un impacto en la boca puede provocar la rotura, generalmente, de los dientes anteriores -incisivos y colmillos-.

No obstante, en caso de que el traumatismo lo tengamos en la zona lateral, es posible que afecte a las muelas.

Estas son las piezas más resistentes de la cavidad oral, pues son las principales encargadas de la masticación y las que soportan las fuerzas oclusales.

Por ello, no es habitual encontrarnos con una muela rota a ras de encía, sino únicamente de forma parcial.

Así, es posible que notemos que la pieza fracturada roza la lengua cuando la pasamos por ella.

A pesar de que el golpe parezca nimio porque la muela no se ha quebrado por completo, es importante que un dentista valora si hay daño interno.

Es frecuente que una muela rota sea consecuencia de una caries dental que no se ha tratado de forma precoz

Desgaste dental

El desgaste es la pérdida de grosor del esmalte dental debido a diversos factores.

Entre otras consecuencias, como el aumento de la sensibilidad, encontramos una mayor fragilidad de las piezas que ven mermada su superficie dentaria.

Cuando hablamos del desgaste en los molares, hay dos motivos principales:

  • Problemas de oclusión

Las personas que tienen una maloclusión, es decir, que no muerden adecuadamente porque sus piezas no encajan como deben, terminan desarrollando desgaste dental.

Dado que las fuerzas oclusales no se reparten correctamente, hay muelas que reciben un mayor impacto por parte de las piezas dentales.

Con el tiempo, si la maloclusión no se trata, los molares se van desgastando hasta volverse más frágiles.

  • Bruxismo

Siguiendo con el inconveniente de recibir una tensión mayor de la normal, las personas que rechinan los dientes provocan que las muelas tengan excesiva presión.

Debido al bruxismo, es relativamente frecuente encontrarnos con casos de muelas rotas por la mitad, pues la constante presión hace que se quiebren.

Muela endodonciada rota
Ampliar imagen
Arreglar una muela rota

Tratamientos para arreglar una muela rota

Generalmente, las personas que presentan este problema bucal acuden con celeridad a su clínica dental de confianza.

Y es que, como hemos explicado, no es normal tener una muela rota sin dolor, ya que es frecuente que termine afectado a la pulpa.

En función de la severidad de la fractura, el dentista optará por un tratamiento u otro con el fin de intentar salvar la pieza y evitar la extracción de la muela.

Sellado dental

Realmente, el sellado dental es un tratamiento preventivo contra las caries infantiles.

Y es que se realiza en niños que aún no han completado su recambio dentario, es decir, que no tienen toda la dentadura definitiva.

Consiste en rellenar con un material especial los surcos y fisuras característicos de las muelas en aquellas zonas susceptibles de desarrollar caries dentales.

Dado que estas lesiones, si no se atajan a tiempo, provocan graves problemas y un mayor riesgo de rotura, es una manera muy eficaz de evitar su aparición.

Cuida tu higiene

La limpieza oral es la base de la salud de tus dientes y lo que evitará la aparición de caries dentales.

Endodoncia y reconstrucción

La endodoncia o tratamiento de conducto se realiza cuando la infección ha llegado hasta la pulpa del diente.

Consiste en vaciar esta cámara y extraer los vasos sanguíneos para, posteriormente, rellenar la cavidad con un material especial.

Para que la pieza conserve tanto su aspecto funcional como su estética, se realiza una reconstrucción.

Sin embargo, en el caso de las muelas hay que llevar a cabo un procedimiento distinto, conocido como incrustación.

Dicho tratamiento consiste en una restauración parcial de su estructura y se realiza porque estas piezas necesitan una mayor superficie dentaria que, por ejemplo, un incisivo.

Incrustación dental
Ampliar imagen
Incrustación en una muela

Colocación de una corona

En caso de que la muela esté muy dañada, el dentista puede recomendar la colocación de una funda para reforzarla.

Una corona está hecha de un material muy resistente –porcelana o zirconio– que aporta una gran estética al molar.

De este modo, el paciente conserva su pieza natural y estará asegurada mediante una funda fija.

Antes de colocarla es igualmente necesario realizar un tratamiento de conducto.

Extracción e implante dental

Sacar una muela rota es el último tratamiento al que se recurre, únicamente cuando el resto de intervenciones no han logrado curar la pieza.

Ante este procedimiento, muchos pacientes nos preguntan si duele sacarse una muela rota, pero lo cierto es que siempre se realiza bajo los efectos de la anestesia local.

Después de extraer la muela, es conveniente colocar un implante dental para que no se pierda la funcionalidad de la mordida.

No obstante, no es habitual colocar una prótesis dental en caso de que se saque la muela del juicio.

Ahora que ya conoces los inconvenientes que conlleva tener una muela rota, no lo dudes y acude con rapidez a tu dentista de confianza.

Una vez allí, el odontólogo valorará el estado de tu diente para determinar qué tratamiento es el más adecuado para evitar tener que extraerla.

Y no olvides que la prevención de las caries únicamente se consigue con unas adecuadas rutinas de higiene en casa y acudiendo con frecuencia al especialista.

Te interesará »  Muelas del juicio: guía para entender qué son, cuándo aparecen y por qué extraerlas

¿Qué podemos hacer por ti? 1ª visita gratuita y presupuesto sin compromiso Estamos en Madrid

Rellenar el teléfono sin espacios
Elige un tratamiento por favor.
Entre las:
Y las:
Debes aceptar la política de privacidad
*Revisa los campos con errores

¿No te gustan los formularios? Llámanos al 91 768 18 12

Un momento, el formulario se está enviando...

En Ferrus&Bratos cumplimos con el RGPD de la UE por lo que tus datos están seguros. Además, debes aceptar nuestra política de privacidad al enviar un formulario:

  • Responsable: Ferrus Bratos Clínica Dental S.L.
  • Finalidad: poder gestionar tu petición.
  • Legitimación: tu consentimiento expreso.
  • Destinatario: tus datos se guardarán en Raiola Networks, - nuestro proveedor de hosting -, que también cumple con el RGPD.
  • Derechos: podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión de datos en datos@clinicaferrusbratos.com
¿Te ha parecido este, un artículo 5 estrellas?
Dejanos tu valoración:
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas
(5 votos, promedio: 3,60 de 5)
Loading...
Dr. Pedro Pablo Martínez

Dr. Pedro Pablo Martínez

Especialista en Odontología Conservadora

Pedro Pablo Martínez es licenciado en Odontología por la Universidad Alfonso X el Sabio. Se especializó a través del Máster en Odontología Integrada de la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid y del Máster en Endodoncia de la Universidad Alfonso X el Sabio. Combina su actividad profesional con la investigación, ya que es autor de diversos artículos aparecidos en publicaciones científicas como Journal of Dentistry o Journal of Clinical Periodontogy. Si quieres sabes más sobre el doctor Martínez puedes consultar su curriculum vitae, y su página personal.

Haz una pregunta al dentista

  Acepto la Política de privacidad

En Ferrus&Bratos cumplimos con el RGPD de la UE por lo que tus datos están seguros. Además, debes aceptar nuestra política de privacidad al enviar un formulario:

  • Responsable: Ferrus Bratos Clínica Dental S.L.
  • Finalidad: poder gestionar tu petición.
  • Legitimación: tu consentimiento expreso.
  • Destinatario: tus datos se guardarán en Raiola Networks, - nuestro proveedor de hosting -, que también cumple con el RGPD.
  • Derechos: podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión de datos en datos@clinicaferrusbratos.com
Hemos aparecido en:
apariciones en prensa de la clínica dental Ferrus & Bratos
Lo que opininan nuestros pacientes:
¿Quieres que estudiemos tu caso?
Cita gratuita