Pérdida ósea

La pérdida de dientes, ya sea uno o varios, puede acarrear múltiples problemas para el conjunto mandibular. 

No solo provoca el movimiento dentario del resto de piezas, sino que afecta a la oclusión de la persona, propiciando el desgaste, bruxismo y otras patologías. 

Pero una de las partes del diente que se ve afectada cuando se produce la falta de una pieza es el hueso alveolar. 

Te explicamos qué ocasiona esta pérdida de hueso dental y cuáles son los tratamientos para ponerle remedio.

¿Qué es el hueso alveolar?

Llamamos hueso alveolar a la masa ósea en la que se integra la raíz del diente. 

Cada diente encaja en un pequeño hueco llamado alvéolo y el interior del hueso está compuesto por pequeñas perforaciones que contienen los vasos sanguíneos. 

Tiene una diferencia principal respecto al resto de estructura ósea del cuerpo humano: la capacidad de cambiar.

El hueso dental consigue renovarse y curarse por mecanismos naturales.

Su función es primordial, pues es el encargado de mantener los dientes en la mandíbula y de responder a la presión que ejercen al masticar.

Pero cuando una persona pierde uno o varios dientes o sufre de una enfermedad periodontal, el hueso alveolar empieza a reabsorberse. 

Durante los 3 primeros años, puede llegar a perder hasta un 60% de su altura y grosor. 

Parte interna de un diente
Ampliar imagen
Hueso alveolar

Pero, ¿cuáles son las causas de esa reabsorción del hueso?

Causas de la pérdida de hueso dental

La pérdida ósea suele ser difícil de identificar en su etapa inicial.

De ahí, la importancia de acudir a una clínica dental para que un profesional pueda identificar el problema con la mayor celeridad posible. 

Mediante una radiografía panorámica, el dentista es capaz de determinar si, efectivamente, el paciente ha sufrido una pérdida de hueso dental y en qué estado de avance se encuentra. 

Es fundamental que cada persona trate de conocer las causas que llegan a provocar la falta de superficie ósea y poder actuar rápidamente:

Pérdida o extracción de dientes

Cuando hay un diente faltante que no se ha sustituido por un implante dental, el hueso alveolar deja de recibir estimulación procedente del masticado.

Es entonces cuando comienza a reabsorberse, afectando también a las piezas adyacentes, pues la tendencia natural de los dientes es la de buscar contacto entre sí.

Periodontitis o piorrea

Debido a una higiene bucodental insuficiente proliferan las enfermedades periodontales: gingivitis y periodontitis

Es entonces cuando las bacterias presentes en la placa llegan hasta la zona subgingival -debajo de la encía-.

El sarro solidificado origina el deterioro del hueso alveolar y propicia su pérdida gradual.

Además, esta reducción de masa ósea pone en peligro el sustento de los dientes, por lo que de no ser tratados a tiempo, pueden terminar cayendo. 

Es aconsejable acudir a un dentista para que un experto en Periodoncia pueda examinar cada caso. 

Traumatismos

Recibir un golpe fuerte en un diente detiene la estimulación que transmite al hueso debido a propio impacto.

Si no se actúa en consecuencia, comienza la pérdida de hueso dental.

Osteoporosis

Las personas que padecen osteoporosis son más propensas a sufrir la reabsorción del hueso.

Esto se debe a que sufren un desajuste en el equilibrio entre el calcio y el fósforo, provocando una disminución en la densidad ósea de todo el cuerpo.

Diabetes

Del mismo modo, los pacientes que padecen diabetes tipo 2 suelen tener más problemas relacionados con las enfermedades periodontales. 

Por eso, tienen más posibilidades de sufrir pérdida de hueso dental. 

Dentaduras postizas

Una dentadura postiza que no está anclada al maxilar no proporciona ningún tipo de estímulo al hueso alveolar subyacente.

Es por eso que, a medida que pase el tiempo, se va reabsorbiendo hasta el punto de producir un aflojamiento en la dentadura.

Las personas que tienen este tipo de prótesis dentales presentan problemas al comer o al hablar.

Consecuencias de la pérdida de hueso maxilar

Cuando se produce una pérdida ósea se originan diversas consecuencias, tanto morfológicas, como funcionales y estéticas. 

Las siguientes son algunas de ellas:

  • Retraimiento de los labios

    Como resultado de la reducción del hueso maxilar, los labios tienden a retraerse.

    Este movimiento produce un cambio en la estética facial propio del envejecimiento. 

    La falta de dientes provoca la reabsorción ósea
    Ampliar imagen
    Pérdida de hueso dental
  • Arrugas de expresión sobre el labio superior

    La secuela que acabamos de describir trae consigo también la aparición de arrugas sobre el labio. 

  • Aflojamiento de dientes

    Ya lo adelantábamos anteriormente: cuando se produce una pérdida de hueso dental, las piezas dejan de tener su sujeción principal y se aflojan, corriendo el riesgo de que se caigan.

  • Modificación de la oclusión

    Con la reducción del hueso, los dientes se inclinan, rotan y se mueven en general. 

    Por eso es común sentir que nuestra mordida ha cambiado y que los dientes no ocluyen de forma correcta.

¿Cómo se soluciona la pérdida de hueso?

Una vez que ya sabemos por qué se produce la pérdida de hueso dental y sus consecuencias, es momento de hablar de las soluciones. 

Existen dos principales tratamientos para revertir la falta de hueso alveolar.

Injerto de hueso

Este procedimiento permite añadir hueso artificial a la zona afectada a través de dos métodos:

  • Emdogain

    Es un compuesto que estimula la regeneración de hueso a partir de las propias células de la persona. 

    Se utiliza en dientes naturales y no en pacientes de implantología. 

  • Bio-oss

    La segunda opción sí es apta para personas que necesiten un injerto de hueso para colocarse un implante

Si te falta un diente, puedes optar por colocarte un implante dental. Es una solución muy duradera y efectiva a largo plazo.

Elevación del seno maxilar

La elevación de seno es una técnica quirúrgica que permite aumentar la cantidad de hueso del maxilar superior, para una posterior colocación de implantes dentales. 

A continuación dispones de un vídeo que muestra el procedimiento empleado:

Elevación de seno maxilar

Esta intervención se realiza cuando la altura del hueso es insuficiente para que el tornillo del implante quede sujeto adecuadamente. 

Es importante que la elevación de seno la lleven a cabo profesionales especializados para evitar secuelas derivadas de una mala praxis, como la aparición de sinusitis maxilar. 

La pérdida de hueso dental es una consecuencia directa de la falta de piezas dentales

Aprende a prevenir la pérdida ósea

Como suelen decir los doctores de nuestra clínica dental, el mejor tratamiento para la pérdida de hueso dental y otros problemas es la prevención

Solo evitando que se produzca la reabsorción ósea no habrá consecuencias graves para la salud oral. 

Por eso, te decimos algunas recomendaciones que te ayudarán a detener los efectos de la pérdida de hueso dental:

  • Mantén una buena rutina de higiene dental para eliminar las bacterias de la cavidad bucal. 

    Además del cepillado, es aconsejable utilizar el hilo dental y un colutorio regularmente para limpiar los restos de comida.

  • Ten en cuenta que una dieta saludable y un estilo de vida sanos estimulan tu sistema inmunológico. 

    Así, tu organismo será capaz de luchar contra las bacterias y demás agresiones externas.

  • En casos de extracciones dentales, la solución más eficaz es la sustitución inmediata del diente a través de implantes

    Es un procedimiento sencillo e indoloro para el paciente con múltiples beneficios, pues sustituye a la raíz dental y evita la reabsorción ósea. 

Si crees que has perdido hueso maxilar o te falta alguna pieza dental, no lo dejes pasar y busca una solución

Pide tu primera consulta gratis y nuestro equipo de periodoncistas e implantólogos te realizarán un estudio completo. 

Además, te recomendarán un tratamiento para solventar el problema de forma rápida y eficaz.

Te interesará »  ¿Cómo evito la aparición del épulis dental? Si ya lo tengo, ¿se puede tratar?

¿Qué podemos hacer por ti? 1ª visita gratuita y presupuesto sin compromiso

Rellenar el teléfono sin espacios
Elige un tratamiento por favor.
Entre las:
Y las:
Debes aceptar la política de privacidad
*Revisa los campos con errores

¿No te gustan los formularios? Llámanos al 91 768 18 12

Un momento, el formulario se está enviando...

En Ferrus&Bratos cumplimos con el RGPD de la UE por lo que tus datos están seguros. Además, debes aceptar nuestra política de privacidad al enviar un formulario:

  • Responsable: Ferrus Bratos Clínica Dental S.L.
  • Finalidad: poder gestionar tu petición.
  • Legitimación: tu consentimiento expreso.
  • Destinatario: tus datos se guardarán en Raiola Networks, - nuestro proveedor de hosting -, que también cumple con el RGPD.
  • Derechos: podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión de datos en datos@clinicaferrusbratos.com
¿Te ha parecido este, un artículo 5 estrellas?
Dejanos tu valoración:
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas
(137 votos, promedio: 4,45 de 5)
Loading...
Dr. Jorge Ferrús

Dr. Jorge Ferrús

Periodoncista e implantólogo / Fundador de la Clínica Dental Ferrus & Bratos

Jorge Ferrús es fundador de la Clínica Dental Ferrus & Bratos, donde ejerce de periodoncista e implantólogo. Es licenciado en Odontología y se especializó a través del Máster en Periodoncia e Implantes de la Universidad Complutense de Madrid. Combina su actividad profesional con la docencia y la investigación, ya que es profesor colaborador del citado máster y autor de diversos artículos aparecidos en publicaciones científicas como Journal of Clinical Periodontology o Clinical Oral Implants Research.Si quieres sabes más sobre el doctor Ferrús puedes consultar su curriculum vitae, y su página personal.

Haz una pregunta al dentista

  Acepto la Política de privacidad

En Ferrus&Bratos cumplimos con el RGPD de la UE por lo que tus datos están seguros. Además, debes aceptar nuestra política de privacidad al enviar un formulario:

  • Responsable: Ferrus Bratos Clínica Dental S.L.
  • Finalidad: poder gestionar tu petición.
  • Legitimación: tu consentimiento expreso.
  • Destinatario: tus datos se guardarán en Raiola Networks, - nuestro proveedor de hosting -, que también cumple con el RGPD.
  • Derechos: podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión de datos en datos@clinicaferrusbratos.com
Preguntas respondidas
  1. Marta

    Buenos días. Tengo pérdida ósea. Sé que necesito un implante, pero mi economía no me lo permite. ¿Podría solucionarlo con un puente? Algunos dentistas me dicen que sí, otros que me tengo que quitar todos los dientes. Gracias.

    1. Dr. Jorge Ferrús
      Dr. Ferrús

      Hola, Marta:

      Muchas gracias por tu consulta. Un implante es casi siempre una solución más eficiente a largo plazo, pero cada caso es diferente y en salud no conviene hacer generalizaciones. Por eso, sin examinarte no puedo valorar la gravedad de tu pérdida ósea ni decirte con certeza si un puente es una solución eficaz. Si lo deseas, puedes acudir a una primera visita gratis a nuestra clínica para que puedas recibir una opinión fundamentada.

      Un saludo.

  2. Solange

    Doctor, tuve una intervención quirúrgica hace 2 años. Tenía un quiste en el maxilar superior y por ello me extrajeron 2 dientes de adelante, pero estoy perdiendo hueso. ¿Qué debo hacer?

    1. Dr. Jorge Ferrús
      Dr. Ferrús

      Hola, Solange:

      Muchas gracias por tu consulta. Para evitar la pérdida ósea, es necesario sustituir los dos dientes que te han extraído mediante una prótesis. El implante dental es la solución más duradera y adecuada para la mayoría de los casos. Previamente, es necesario que un profesional estudie cómo ha sido la pérdida de hueso para determinar si es necesario regenerarlo antes de colocar los implantes.

      Espero haber sido de ayuda. Un saludo.

Hemos aparecido en:
apariciones en prensa de la clínica dental Ferrus & Bratos
Lo que opininan nuestros pacientes:
¿Quieres que estudiemos tu caso?
Cita gratuita